Arte terapéutico: Técnicas para despejar la mente según tu estado de ánimo

Arte terapéutico para despejar la mente

El dibujo, a través del arte terapéutico, nos ayuda a limpiar nuestra mente

Nuestro estado de ánimo condiciona muchos aspectos de nuestra vida diaria, pero sin duda uno de los más importantes es el funcionamiento de la mente. Cuando los agobios, la tristeza o el estrés dominan el día a día, es fundamental que encontremos la manera de despejar la mente y, de esta manera, nos encontremos relajados y concentrados mentalmente. Gracias al arte terapéutico podremos tener las ideas claras para emprender cualquier reto que deseemos.

Arte para limpiar la mente

Psicólogos y terapeutas están de acuerdo en que todos necesitamos limpiar la mente cuando los problemas y frustraciones la dominan. Además de seguir los hábitos de una buena dieta mental, una de las tendencias  más actuales en este sentido es optar por la pintura o el dibujo como una manera de relajarnos, conectar con nuestro interior y dejar que la mente se libere de todo aquello negativo que la atenaza.

De todos modos, no podemos quedarnos solo con la idea de pintar o dibujar en general. El arte con finalidad terapéutica, que también se puede aplicar en niños, marca diversas técnicas para despejar nuestra mente y recuperar el equilibrio emocional, siempre teniendo en cuenta cuál es el motivo de nuestra saturación mental.

¿Cuándo dibujar?

El arte terapéutico establece diversos tipos de dibujos para limpiar nuestra mente,  según la situación emocional por la que pasamos. Así, los dibujos de flores están recomendados para recuperarnos del cansancio, mientras que los dibujos de líneas harán que nos olvidemos de un enfado.

Si estamos tristes, dibujar un arcoíris nos ayudará a aclarar la mente, mientras que los laberintos son el mejor aliado para cuando necesitamos recordar algo.

¿Más posibilidades? Dibujar caminos nos ayudan a encontrar la salida para la frustración, mientras que las mándalas son el recurso para que entendamos algo que nos preocupa. Y si son nuestros propios sentimientos los que no podemos comprender, nada mejor que optar por dibujar nuestro autorretrato.

¿No podemos concentrarnos en nuestros pensamientos? Los dibujos de cuadrados o puntos nos ayudarán a aclarar la mente y ver las cosas diferentes, mientras que dibujar olas y círculos es el camino para encontrar la mejor solución a una situación que nos preocupe.

Otras opciones artísticas

El arte terapéutico también nos ofrece otras posibilidades para ayudar a nuestra mente, que no son exactamente el dibujo. Así, pintar una hoja de papel con colores diferentes nos ayudará a dejar de lado el aburrimiento, mientras que esculpir es una excelente manera de superar un dolor físico.

Asimismo, el origami y las muñecas de trapo permitirán alejar de nosotros los pensamientos de angustia y preocupación y centrarnos en nuestros deseos, que podremos entender mejor haciendo un collage.

Gracias al arte terapéutico podremos liberar nuestra mente de todo lo que nos preocupa y fomentar nuestras emociones positivas, como el humor, la alegría o la tranquilidad.

Autor: SegurosCatalana Occidente

BLOG